En 2005 sucedía algo importante: el chef indio Atul Kochhar conseguía su primera estrella Michelín, y lo hacía tras los fogones de Benares, su restaurante situado en el barrio londinense de Mayfair. La cocina de ese Benares es la que Kochhar ha replicado en Madrid en un espectacular local situado en el barrio de Salamanca, hasta donde ha llegado atraído por el entusiasmo culinario con el que vivimos los madrileños, y fascinado por la proximidad a la rica y genuina despensa mediterránea. Dos muy buenos motivos, sin duda.

En conceptos gastronómicos, el Benares madrileño continúa la filosofía del británico: por un lado, alta cocina india basada en los clásicos más tradicionales y, por el otro,  cocina de autor. Es en el protagonismo de la cultura gastronómica española donde este Benares aporta el toque diferenciador, cultura a la que Kochhar y su amplio equipo de cocina se acercan introduciendo en su recetario nuestro magnífico producto. El chef lo define no como fusión, sino como ‘aproximación; una aproximación que da como resultado una carta en la que sobresalen las carnes seleccionadas y el pescado y los mariscos frescos de temporada, combinados con notas especiadas de un modo armónico y equilibrado.

Se comprueba en platos como las vieiras a la parrilla con texturas de coliflor, el rape al horno Tandoori con curry de coco, cangrejo de cáscara blanda con ensalada de mango, cacahuetes y maracuyá, o el ‘mar y montaña’, una exquisita combinación de carnes y pescados hechas al horno Tandoori: lubina marinada, langostinos jumbo con coco y hierbas aromáticas, codorniz especiada y sheekh kebab de cordero; lo recomendable es tomarlos por este orden, para ir de los sabores más suaves a los más intensos. Y todo ello acompañado de diferentes tipos de panes Naan recién hechos.

Un restaurante, diferentes espacios

El Benares madrileño se presenta en un local dividido en varios espacios que recrean con elegancia y sofisticación la espiritualidad y tradición de ciudades como Benarés -la más antigua del mundo- y entornos como la ribera del río Ganges: un bistró afrancesado y abierto a la calle es la parte más visible, carta de presentación del restaurante desde la calle. Esta es la zona de bar, reservada a los cócteles clásicos y de autor firmados por el barman Miguel Ángel Chico, como el Pasion fruit chutney Martini o la Caipiroska de frambuesa y granada, que se pueden degustar por sí solos, acompañados de una carta de tapeo de inspiración street food o como complemento a la experiencia gastronómica que se vive en el interior.

Dentro del restaurante destacan rincones como la mesa del chef, un lugar privilegiado reservado para solo seis comensales que pueden disfrutar de una comida elaborada y comentada en directo por el chef; salón comedor amplio y con ventanales con vistas a un patio interior con piscina ornamental y cabida para solo seis mesas; la bodega, con un salón para reservados y más de 150 referencias de vino -algunas incluso procedentes de India- con predominancia de tintos crianza, los que mejor maridan con una cocina especiada como ésta; y la cocina dulce, una barra-mostrador a la vista de todos que hace las veces de cocina de repostería para que los comensales no solo deleiten el paladar, sino la vista y el olfato. Porque todo en Benares viene envuelto en un halo de tentación, para disfrutar con cualquiera de los cinco sentidos, o con todos a la vez.

Fotos: Juan David Fuertes.

[tabby title=”Precios”]
50-60€ de media. Menú degustación 65€
[tabby title=”Horario”]
Horario restaurante de lunes a jueves de 13:30 a 16h y de 20:30 a 00h. Viernes y sábados hasta las 00:30h. Domingos de 13:30 a 16h. Horario bistro de lunes a sábado de 13 a 01h. Domingos de 13 a 16h.
[tabby title=”Teléfono”]
91 319 87 16
[tabby title=”Dirección”]
Zurbano, 5
[tabby title=”Metro”]
Alonso Martínez / Colón
[tabby title=”Online”]
Facebook / Online
[tabbyending]